logo

Migrar o morir


Por Ricardo Capilla Vilchis

Ciudad de México. 15 de noviembre de 2018 (Agencia Informativa Conacyt).- La caravana integrada por miles de migrantes centroamericanos y que se adentró en territorio mexicano en octubre pasado, es un fenómeno generado por la creciente marginación y violencia imperantes en la región.  

1-HEAD_migramor1619.jpg

Magdalena Barros Nock, doctora en estudios de desarrollo, investigadora del Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social (CIESAS), y Laurent Faret, profesor de geografía en la Universidad de París Diderot e investigador invitado del CIESAS, hablaron en una entrevista con la Agencia Informativa Conacyt, llevada a cabo el 13 de noviembre de 2018, sobre la estrategia de viajar en caravana y las dificultades que deben enfrentar los migrantes en busca de mejorar sus condiciones de vida.

La doctora Barros Nock dijo que aunque la caravana migrante que se adentró en territorio mexicano el 18 de octubre a través del puente del río Suchiate en Chiapas y que llegó hasta la ciudad de Tijuana, Baja California, el 10 de noviembre, es considerada única en su tipo, no se trató de un fenómeno nuevo, sino que ya se habían presentado varios de estos movimientos migratorios en años pasados en nuestro país, siendo de las más notorias las caravanas de madres que vienen de Centroamérica en busca de sus hijos perdidos.

“Ciertamente esta caravana es única en el sentido de que varios grupos han avanzado, es grande y ha tenido mucha publicidad al haber iniciado su recorrido en un momento muy importante para Estados Unidos, es decir, las elecciones intermedias, y se le dio muchísima más publicidad que en otras ocasiones”.

Las fronteras 

¿Qué es lo que obliga a que miles de personas prefieran dejar todo lo que conocen e ir a probar suerte a los Estados Unidos? De acuerdo con la investigadora del CIESAS, este tipo de migraciones es el resultado de un agresivo capitalismo global que orilla a países alrededor del mundo a situaciones de pobreza y violencia nunca vistos en el pasado.

“Esto no solamente está ocurriendo en Centroamérica, lo estamos viendo en África y en muchos países árabes en donde hay éxodos de gente que ya no puede vivir en sus países a causa de la intensa violencia y pobreza. Europa lleva años presenciando estas migraciones y ahora las estamos viviendo en América y debemos tener en cuenta que si no existe un cambio, vamos a seguir observando estos fenómenos”, explicó Barros Nock.

La estrategia de viajar en forma de caravana no tiene el objetivo de realizar una invasión, como erróneamente la gente ha creído a raíz de declaraciones del presidente norteamericano, sino que tiene varias ventajas a diferencia de hacerlo de forma individual o en pequeños grupos. Al viajar en un grupo grande, como en esta ocasión –siete mil personas en un inicio aproximadamente–, se reducen los riesgos a los que se enfrentaría una sola persona. 

1-magda1619.jpgDoctora Magdalena Barros Nock de CIESAS.Frecuentemente los migrantes se enfrentan a asaltos, secuestros y estafas por parte de traficantes de personas conocidos en México como "coyotes", que les prometen ayudarlos a cruzar a territorio norteamericano a cambio de considerables sumas de dinero. La caravana, en cambio, ofrece protección y apoyo por parte de todas las personas que la conforman.

“Hay que entender que estas personas no quieren invadir Estados Unidos ni México, ellos están buscando asilo. Lo quieren hacer de una forma legal para poder empezar su vida en un lugar donde puedan estar protegidos y con trabajo porque en sus países no pueden (…) Es una situación crítica, con mujeres y hombres de todas las edades, todos pasando por una situación muy difícil”, comentó la investigadora. 

Los que se quedan

Miles de centroamericanos que no logran cruzar la frontera norte optan por asentarse en territorio mexicano para tratar de continuar con su vida. Esto no es nuevo, la investigadora indicó que durante más de un siglo, ciudadanos centroamericanos han venido a trabajar a México en diferentes actividades de la región sur del país y poder mandar dinero a sus familias.

Por su parte, el doctor Faret explicó que los migrantes que permanecen en México tienen diferentes tipos de impacto en los lugares donde se asientan. En lo económico, son considerados mano de obra barata, pues al no tener sus documentos en regla, se les dificulta acceder a empleos legales con mejores remuneraciones.

En lo sociocultural, el investigador ha observado dos fenómenos contrastantes: uno es el rechazo y actitudes racistas hacia los inmigrantes; el otro es la organización de la sociedad civil para dar apoyo a estas personas en la medida de sus posibilidades. Por otro lado, esta multiculturalidad permite a las personas conocer la realidad de nuestros vecinos del sur.

Una vida a la sombra

Los migrantes que ingresaron a México como parte de la caravana tienen distintas situaciones ante la ley, siendo la más común que sean migrantes indocumentados. Sin embargo, al tener este estatus, existe la posibilidad de acceder a distintas formas de protección legal, como el asilo para refugiados, la visa humanitaria, la residencia temporal y residencia permanente, que ofrecen protección al evitar que el solicitante sea deportado a su país de origen, en donde su vida correría peligro.

“La gran mayoría de los migrantes centroamericanos está en México sin estatus legal, lo que los fragiliza y expone a muchos riesgos. Últimamente se ha visto mucho que son víctimas de violencia por parte de los grupos criminales y de las administraciones, pues muchas veces no se respetan sus derechos por parte del gobierno municipal, estatal o federal”, expuso el investigador invitado del CIESAS.

Actualmente, alrededor de unas seis mil personas lograron llegar a la frontera norte de México, estableciéndose en la ciudad de Tijuana, en el estado de Baja California. El reto importante que debe buscar resolver el gobierno de México es pensar cómo ayudar a estas personas, mientras se resuelve su situación legal o deciden regresar a sus países de origen, pues no podrán cruzar hacia los Estados Unidos, concluyó la doctora Barros Nock.

1-migraahit1618.jpg

arroba14010contacto 1 Magdalena Barros Nock
Doctora en estudios de desarrollo, se desempeña como profesora investigadora titular C en el Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social, unidad Ciudad de México. Sus líneas de investigación abarcan la Migración internacional; Economía étnica y mercados; La familia migrante; Jóvenes y niños; Estudios sobre género y violencia; Antropología audiovisual; Ciudadanía y derechos humanos, y Migración indígena. Forma parte del Sistema Nacional de Investigadores (SNI) con nivel I.

 corrico dos     Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

 

image icon01Descargar fotografías.

pdf iconVer texto en pdf.

 

Licencia de Creative Commons
Esta obra cuyo autor es Agencia Informativa Conacyt está bajo una licencia de Reconocimiento 4.0 Internacional de Creative Commons.



Agencia Informativa Conacyt

Nosotros

Creative Commons License

Creative Commons

This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NoDerivatives 4.0 International License
Algunos derechos reservados 2015 ®
Ciencia MX
Conoce nuestras políticas de privacidad
logotipo

México, CDMX